Inicio Locales Definen retos en combate a la corrupción

Definen retos en combate a la corrupción

143 lecturas
0

Integrantes del SEAY dialogan sobre acciones preventivas

 

Mérida, Yucatán, a 7 de diciembre de 2020.- Acercarle a la ciudadanía los mecanismos de transparencia y fiscalización, para facilitar la vigilancia en la actuación de los servidores públicos en el ejercicio de programas estatales, federales y del presupuesto, fue el asunto en el que coincidieron los integrantes del Comité Coordinador del Sistema Estatal Anticorrupción de Yucatán (SEAY).

En el marco de la Semana Anticorrupción 2020, se llevó a cabo la mesa panel «Transparencia y combate a la corrupción, retos y desafíos 2021», en la que participaron la presidenta del Comité de Participación Ciudadana (CPC) del SEAY, Mtra. Mónica Febles Álvarez Icaza; el comisionado presidente del INAIP, Dr. Aldrin Briceño Conrado; el auditor superior del Estado, CP Mario Can Marín; y la contralora general del Estado, Mtra. Lizbeth Basto Avilés.

Las y los panelistas coincidieron en señalar que se debe consolidar el ejercicio de gobierno abierto para construir y garantizar una mejor participación para el adecuado ejercicio del presupuesto.

Como ejemplo de esta situación, recordaron los hechos ocurridos durante la entrega de apoyos emergentes por parte del Gobierno de Yucatán, cuando los ciudadanos señalaron las irregularidades en la lista de beneficiarios, lo que movió todo el engranaje del SEAY para atender esa situación.

«Se activó una estructura informal de la sociedad, se hicieron las acciones pertinentes para atenderlo, esto es un ejemplo de cómo un aspecto estructural de transparencia muy sencillo puede generar mejoras sustanciales; por lo tanto, efectivamente si queremos atacar la corrupción a mediano y largo plazo debemos trabajar en la formación ética y de valores», indicó Febles Álvarez Icaza.

En tanto, Basto Avilés y Can Marín manifestaron que todos los integrantes del SEAY deben coadyuvar para generar las políticas públicas que faciliten la transparencia del gasto, para así darle certeza y certidumbre a la gente.

Además, puntualizaron, se debe pasar de la fiscalización sancionadora a la preventiva, de análisis de riesgo y de planeación adecuada pues es uno de los pilares que sostiene el combate a la corrupción.

«Tenemos que simplificar, hemos visto algunos resultados, cuando un trámite que tardaba dos meses ahora es de tres días, este es un resultado concreto, debemos incorporar el uso de tecnologías de la información, fomentar la cultura de la legalidad y erradicar la ignorancia de las leyes, solo así vamos a activar la participación ciudadana», precisó Lizbeth Basto.

Previo a la conclusión, el comisionado presidente del Instituto Estatal de Acceso a la Información Pública y Protección de Datos Personales (INAIP) destacó que entre las principales cuestiones que se deberán abordar en el 2021, está el redoblar el esfuerzo para fiscalizar los recursos públicos y dar seguimiento para su uso efectivo.

«Es importante abrir las instituciones al escrutinio de los ciudadanos, es importante para el Sistema Estatal Anticorrupción; debemos seguir fomentando esta cultura, yo me quedo en atención de que se deberá redoblar el tema de la fiscalización de los recursos públicos y a su utilización efectiva. No solo debemos ser vanguardia sino modelo en temas de transparencia y fiscalización», concluyó.